• Teléfono: 653 314 765
  • Email:info@abogadostorrevieja.es

5 COSAS QUE NO DEBES HACER SI TE PARAN EN UN CONTROL DE ALCOHOLEMIA

Cuando vamos conduciendo y avistamos un Control de Alcoholemia, lo primero que solemos hacer es repasar mentalmente si hemos consumido alcohol en las horas inmediatas, surgiéndonos muchas dudas sobre cómo sería la forma más adecuada de actuar en estos casos, siendo lo principal mantener la calma.

A continuación te informamos de las 5 cosas que NO debes hacer si te paran en un Control de Alcoholemia al efecto de no perjudicarte innecesariamente:

1.- Si los agentes que realizan los controles de alcoholemia, te requieren para que pares el vehículo, NO CONTINÚES LA MARCHA. Detén en coche en el lugar que te lo indiquen. En caso contrario, incurrirás en la comisión de un delito de desobediencia grave contra la autoridad penado con prisión de 6 meses a 1 año y privación del permiso de conducir por un tiempo superior a 1 año hasta 4 años (art. 383 CP).

2.- Cuando hayas parado, el agente te explicará el modo de actuar y te preguntará si quieres someterte voluntariamente a la prueba de detección de alcohol por aire expirado. En ese caso, NO TE NIEGUES A REALIZARLA por cuanto, la consecuencia inmediata será nuevamente la denuncia por comisión de un delito de desobediencia grave contra la autoridad, que ya hemos descrito.

3.- Cuando te dispongas a realizar la prueba, coge la boquilla esterilizada que te facilitará el agente, sácala de la bolsa y colócala en el aparato medidor. Muy importante: tienes que realizar un soplido intenso e intentar mantenerlo hasta que el aparato emita una señal sonora que indique que la prueba ha finalizado.

NO PRETENDAS “ENGAÑAR” AL APARATO MEDIDOR, por cuanto si los agentes lo detectaran, circunstancia muy obvia, podrían denunciarte, una vez más, por desobediencia grave a la autoridad.

4.- Una vez realizada la prueba mediante el soplo en el aparato en cuestión, pueden suceder distintas opciones:

1ª. Tasa sea 0,00 mg/litro → En este caso podrás continuar la marcha

2ª. Tasa entre 0,01 mg/litro – 0,25 mg/litro (o hasta 0,15 mg/litro en el caso de conductor novel o profesional) → No existe sanción.

3ª. Tasa entre 0,25mg/litro – 0,50 mg/litro (o 0,15-0,30 mg/litro en caso de conductor novel o profesional) → Sanción administrativa de multa hasta 500,00€ y retirada de hasta 4 puntos.

4ª. Tasa superior a 0,50 mg/litro – 0,60 mg/litro (o 0,30 mg/litro en caso de conductor novel o profesional) –> Sanción administrativa de multa de hasta 1000,00€ y retirada de hasta 6 puntos.

5ª. Tasa superior a 0,60 mg/litro → Delito con pena de prisión de 3-6 meses o multa de 6-12 meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 31-90 días y privación del permiso de conducir vehículos a motor superior a un año y hasta 4 años.

En el supuesto que el aparato medidor arroje un resultado superior a 0,00€ en la tasa de alcohol, el agente puede requerirte para repetir la prueba en los 15 minutos posteriores para comprobar si la tasa de alcohol se ha reducido o aumentado. Si después de esta segunda prueba el valor está por debajo del máximo permitido, la autoridad competente te dejará marchar.

NO TE NIEGUES A REALIZARTE ESTA SEGUNDA PRUEBA, por cuanto esta negativa, nuevamente podría ser objeto de denuncia por delito desobediencia grave a la autoridad, cuya pena (además de la celebración de un juicio y la posterior existencia de antecedentes penales) se sumará a la posible sanción o pena en la que se pueda incurrir por el hecho de obtener un resultado positivo de alcohol en el organismo.

Con posterioridad a ello, y dependiendo del resultado arrojado por el aparato medidor, las consecuencias personales irán desde continuar tu camino, o bien, asumir la sanción administrativa o la imputación de un delito. Además de ello los agentes deben inmovilizar el vehículo hasta que el conductor pueda garantizar su correcta conducción. En todo caso, si esto no pudiera ser así, el vehículo será trasladado a un depósito destinado para ello del que podrá ser recogido en un momento posterior.

La conclusión más sencilla al presente escrito se resume en que, ya que te vas a ver abocado a sumir las consecuencias de conducir bajo los efectos del alcohol, si esto fuera así, no empeores ni agraves la situación negándote a someterte a las pruebas, por cuanto supondría una comisión de un delito con independencia del resultado final de la prueba a la que te sometas.

5.- ASESÓRATE debidamente a través de un abogado de cuales son tus derechos y tus obligaciones en la práctica de los controles de alcoholemia y las consecuencias de las opciones que elijas.

Desde Abogados Torrevieja, estamos a la entera disposición de nuestros clientes para ayudarles y aconsejarles ante estas situaciones donde una mala actuación puede provocar muchos perjuicios innecesarios al conductor.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Síguenos en Redes Sociales

Enviénos un Mensaje

Enviénos un mensaje con su consulta y nos comunicaremos con Usted en menos de 24 horas.

Preguntas, problemas o preocupaciones? Me encantaría ayudarte!

Haga clic en ENTER para charlar!